No sólo ahora, trabaja siempre desde casa!

Me gustaría que leyeras esto que te quiero contar. Se trata de mi evolución en el mundo de los negocios:

No sólo ahora, trabaja desde casa siempre!
  • En 2001, invertí el equivalente a 72.000€ de entonces para poner en marcha mi primer negocio. Lo perdí todo (y más) en menos de dos años.
  • En 2012, puse en marcha otro negocio. La inversión rondó los 40.000€. Cinco años más tarde, lo cerré porque, sobretodo, no me permitía pasar el tiempo que necesitaba con mi familia y, además, ya no me divertía como al principio.
  • En 2016, me decidí por mi actual negocio. Invertí 50,00€ (sí, cincuenta euros). Trabajo desde casa; me marco mi horario; saco a pasear al perro; pongo lavadoras; llevo a mi hijo a entrenar, a extraescolares o a lo que haga falta; si quiero tomar un rato el sol, lo hago; leo más que estos últimos años; me lo paso genial y soy mucho más feliz. Y cada día, me pregunto por qué no lo hice antes!

Y tú, ¿qué opinas? ¿Te gustaría trabajar sin jefes, desde tu casa o desde donde quieras, pudiéndote dedicar a ti y a los tuyos, y, sobretodo, viviendo la vida?

SmilingPeople

0 Comentarios

Deja tu comentario